alert("Mail: fmradionoticias@gmail.com | Whatsapp y SMS al 3878506500"); Les presentamos a Martín Miguel de Güemes "El Monstruo de Salta" | Radio Noticias

Inicio , � Les presentamos a Martín Miguel de Güemes "El Monstruo de Salta"

Les presentamos a Martín Miguel de Güemes "El Monstruo de Salta"

Dibujo Roly Arias
Buscando material sobre Martín Miguel de Güemes, nos encontramos, en la red, con la Revista "Otros Territorios" (Edición N° 12) que dedico completamente a nuestro héroe Gaucho. Dentro de la publicación escogimos un artículo escrito por la ex directora de Radio Nacional, la periodista María Elena Corvalán, denominado "Los enemigos de frac", que nos pareció muy interesante, primero porque nos retrata el contexto que tuvo que enfrentar el general, tanto externo como interno, y que tiene mucha coincidencia con nuestra actualidad. 

   También sirve para hacer un ejercicio y preguntarnos: Si estabas en ese tiempo ¿De qué lado estarías? ¿Del lado de Güemes que le cobraba un impuesto a las clases más pudientes? Si hubieras sido de la clase poderosa de áquel entonces ¿Contribuirías a la causa con tus trabajadores a los que les debías pagar igual que si estuvieran trabajando? ¿Hubieras contribuído con dinero para pagar al sicario que hirió de muerte a Güemes? ¿No son acaso los descendientes de aquellas familias que pagaron para matar a Güemes los que ahora lo homenajean en todos los actos públicos? Dejános tus comentarios en está página o en nuestro Facebook.

Este es el artículo:

 "Los enemigos de frac"(*)
"Neutrales y egoístas: vosotros sois mucho más criminales que los enemigos declarados, como verdgos dispuestos a servir al vencedor de esta lid. Sois unos fiscales encapados y unos zorros pérfidos en quienes se ve extiginguida la caridad, la religión, el honor y la luz de la justicia".

Así se refería Martín Miguel de Güemes a los habitantes de la ciudad de Salta. El texto es de una proclama dada el 23 de febrero de 1815. El general acababa de llegar a Salta acompañado de su Cuerpo Militar de los Paisanos de la Camapaña, nombre que por sí mismo implicaba una afrenta para las clases sociales dominantes en la que todavía estaba por constituirse como provincia argentina.

Güemes no solo era el héroe gaucho edulcorado que se gusta recordar en los actos oficiales. Cada vez más historiadores coinciden en que era un estratea militar y político. Profundamente ideologizado (en los términos actuales), buscaba la independencia de los españoles como el medio para poner en práctica un nuevo proyecto político. Ese pensamiento lo enfrentaba no solo con los realistas, sino también con la dirigencia conservadora de Buenos Aires y la clase pudiente de la provincia.

Güemes era odiado por la oligarquía, que sufría el cobro de impuestos, las dificultades para continuar comerciando con los realistas y la liberación de los peones, que habían dejado esa condición para convertirse en gauchos, integrar las milicias y, como tal, obtener ciertos beneficios, como el fuero militar. Este era tal vez el beneficio más insultante: mientras estuvieran bajo bandera, estaban exceptuados de pagar arriendo a sus patrones. Esta medida dejó a los finqueros sin mano de obra esclava.

La muerte de Güemes no fue solo obra de los realistas. El "Barbarucha" Valdez fue el ejecutor de un acto premeditado por una asociación ilícita que contó con muchos otros partícipes, que hasta pagaron con tal de ver muerto al "Monstruo" Güemes, como lo calificaban. Su monstruosidad consistía en cobrarles impuestos para sostener la guerra independentista a la par que proclamaba que "todos tenemos iguales derechos".

El general tuvo que soportar intentos de derrocamiento. Eso ocurrió en mayo de 1821 cuando el Cabildo de la ciudad de Salta lo destituyó. A Güemes le bastó regresar a la ciudad para revertir la situación. El discurso que pronunció entonces no deja duda sobre su posicionamiento político: "Por estar a vuestro lado me odian los decentes; por sacarles cuatro realies para que vosotros defendaís su propia libertad dando la vida por la Patria. Y os odian a vosotros, porque, os ven resuesltos a no ser más humillados y esclavizados por ellos. Todos somos libres, tenemos iguales derechos, como hijos de la misma Patria que hemos arrancado del yugo español. ¡Soldados de la Patria, ha llegado el momento de que seáis libres y de que caigan para siempre vuestros opresores!".

Los enemigos, esos que lo odiaban "por lo mismo que debían amarlo", en palabras de Juana Manuela Gorriti, no cejaron. En su obrea "Güemes documentado", luis Güemes revela que los comerciantes de Salta hicieron una vaquita y reunieron cinco mil pesos que pagaron al comerciante Mariano Benítez para que alcanzara a José María "Babarucho" Valdez y lo ayudara a matar a Güemes. Valdez estaba a las órdenes del general Olañeta, jefe del Ejercito Realista del Alto Perú.

Seis años había resisitido Güemes a las invasiones realistas. Solo trece días les tomó a sus opositores firmar un armisticio con los españoles y permitirles el ingreso.

Iba a pasar mucho tiempo hasta que las clases pudientes pudieran digerir a Güemes. Para ello fue necesario que suavizarn sus ideas y rescataran casi únicamente lo pintoresco. Güemes fue -es- mucho más. El solo hecho de morir por sus conviccines lo diferencia de sus enemigos: "He jurado defender la independencia de América y sellarla con mi sangre. Estamos dispuestos a morir primero que sufrir por segunda vez una dominación odiosa, tiránica y execrable", había dicho.

(*) Artículo escrito por la periodista María Elena Corvalan en la revista "Otro Territorios", dedicado a la gesta del General Martín Miguel de Güemes. Leer la revista AQUI

Etiquetas: ,

0 comentarios to "Les presentamos a Martín Miguel de Güemes "El Monstruo de Salta""

Tu Opinión Vale

Muchas gracias por tus comentarios. Si tu mensaje lo amerita nos pondremos en contacto contigo, por lo que te rogamos nos dejes alguna forma para hacerlo.
Muchas Gracias

La Dirección