alert("Mail: fmradionoticias@gmail.com | Whatsapp y SMS al 3878506500"); Mario Yellamo "Se muere la Alvarado" | Radio Noticias

Inicio , � Mario Yellamo "Se muere la Alvarado"

Mario Yellamo "Se muere la Alvarado"

   En mi parecer, el general RUDECINDO ALVARADO (1792-1872), tuvo una vida al servicio de la provincia y la patria, con accionares que superaron ampliamente a nuestro héroe gaucho. Su paso por Oran, fue custodiando el dinero de la CASA DE LA MONEDA DE POTOSI, que el coronel Pueyrredón en su retirada, llevaba para financiar nada menos que las batallas de Tucumán y Salta. Fue estudiante de leyes en Córdoba, luego comerciante, soldado y gobernador de Salta.

   Es en su recuerdo y reconocimiento histórico que se bautizó a la calle con su nombre. Luego se convirtió sin duda en la calle más importante y comercial de Orán.
Los inmigrantes Sirios y Libaneses, (llamados turcos en la Argentina), Italianos, Españoles etc., tuvieron muchísimo que ver con dicho desarrollo, no solo comercial, también social, recreativo deportivo, de salud pública, educativo etc.


   En los últimos años, mis ojos observan atribulados, que la calle se está muriendo.
Hace unos años, el intendente y su grupo de colaboradores, imbuidos por ideas desarrollistas, hicieron un enorme gasto para convertirla en un shopping al aire libre. Nunca hubieran pensado que la idea fracasaría,
Hay cerca de un 40% de la capacidad comercial sin explotar, una quietud edilicia que entristece, hasta incluso zonas poco iluminadas.
Cuáles son las razones?

Dr. Mario Yellamo
1) Los hijos y nietos de aquellos inmigrantes que la engrandecieron, no continuaron con el desarrollo de la misma. Algunos entendieron que Orán no los merecía o no los contenía, o (catapultados por la herencia recibida), decidieron desarrollarse allende nuestra zona. El hecho es que mucho de esos hombres y mujeres no viven actualmente en Orán.
Otros se quedaron, pero no recibieron el fuego sagrado de sus antepasados, aspiración o ambición, y desde luego tampoco tuvieron necesidad, solamente se conformaron con lo legado, continuaron en algunos casos tibiamente con el negocio, alquilar y/o vender las propiedades para vivir de renta. Observamos grandes salones comerciales, convertidos en templos religiosos, deslucidas galerías o directamente en abandono total. Solo unos pocos, continuaron y engrandecieron sus comercios.

2) La visibilidad que tiene la calle, torna imposible poner un negocio “en blanco”, cualquier emprendedor se enfrenta a 2 temibles adversario, que en muchos casos finiquitan el intento, a saber: A) los costosos alquileres, cobrados por dueños que en muchos casos no necesitan alquilar, son rentas exorbitantes, que no se relacionan con las utilidades de los negocios, y B) los impuestos municipales, provinciales, nacionales, sindicales etc.
Hubo muchos comercios que abrieron y en menos de 2 años cerraron.

3) Por otro lado, surgió y se desarrolla en forma constante, el comercio “no tradicional” por llamarlo de alguna forma. En varias zonas alejadas de la Alvarado se crearon Shopping, cerrados o al aire libre y a la usanza boliviana. Incluso algunos clubes deportivos, sirven de continente a la actividad comercial. Sin embargo, estos que tienen menos tiempo de existencia, también perecen a menor velocidad. Por el advenimiento del:
4) Comercio electrónico, este tema lo asumí un sábado por la noche, estaban en casa unas amigas de la hija adolecente haciendo “la previa de la previa”, a las una de la mañana, llegó una señorita que llamaron, para que les trajera a mostrar algunas prendas para comprarlas, estrenar, y salir hechas unas divas a romper corazones en la noche oranense. Pagaron con tarjeta mediante el celular como post-net.
No necesitan ver vidrieras, tienen en su mano el gran escaparate mundial, no necesitan comparar precios, el celular los tiene a todos, no necesitan salir en horarios comerciales, compran a la hora que se les viene en gana, no buscan ofertas, estas les llegan en forma permanente a sus ojos, no necesitan mostrarle a alguna amiga o a su madre, novio, marido etc. Que tal les queda lo que quieran comprar, en un santiamén se los muestran a todos y así de rápido reciben las opiniones, en fin…. No necesitan ir, solo reciben el bien deseado y lo compran.
5) La ciudad se agrando empujando los límites, cada vez hay menos gente que vive cerca de la Alvarado, se abrieron supermercados en lugares alejados del centro comercial, y mucho más poblados. También se abrieron infinidad de negocios en distintos sitios.
Años atrás, la ciudad era sin duda el centro comercial del norte salteño, luego se desarrolló también el comercio en diferentes pueblos o ciudades del departamento, departamentos y provincias vecinos.
6) Bolivia; dificulto que en cada hogar de Orán, sea cual fuera la condición social o económica, no haya por lo menos 20 cosas compradas en Bermejo (Bolivia). La cercanía de una frontera con modos comerciales diferentes, con muchísimos menos (hasta con ninguno) impuestos, hace que vendan a muy bajo precio.
Las diferentes políticas económicas de ambos países, en general, favoreció ampliamente a Bolivia. Progresó el bagayismo y retrocedió el comercio de Orán.
Vemos con asombro el tremendo progreso comercial, edilicio, demográfico, cultural etc. de la parte norte de la frontera, asimismo vemos el retroceso o quietud de nuestra parte.
7) La disminución efectiva del trabajo, y la depreciación de las ganas de trabajar, promovidas por una fiesta de planes sociales, y falta de planes educativos para formar recurso humano necesario, colaboran bastante en este menjunje.
El ingenio El Tabacal, fue durante años la empresa con más empleados de la provincia, me contaron que tuvo más de 18.000, actualmente no superan el 10%
El cambio de mano de obra humana, por la robótica, la disminución del precio del azúcar en el mundo, gracias al avance de los edulcorantes sintéticos, las leyes laborarles y de accidente de trabajo etc., hicieron este trágico balance laboral. Que no fue para nada equilibrado, por la infinita riqueza de nuestro Valle del Zenta.

8) La situación económica. A esta trituradora que arruina a la Alvarado, se le suma la situación económica argentina. El dinero circulante es más y más escaso.
La inflación, la devaluación, la estancación, el dólar, las tasas de interés bancario, de desempleo, la bicicleta financiera, el riesgo país, las tarifas de luz, gas, agua etc. Todas manejadas por gobiernos nacionales, provinciales y municipales, desesperados por recaudar dinero para cubrir sus requerimientos y otras yerbas. Circunstancias que promueven la desmejora de una enferma que ya viene complicada.
Sin embargo, hemos vivido –o mejor dicho sufrido- varias crisis económicas, incluso peores que la actual, años como el 75, 89, 98, 2001, 2008, 2014 etc. Vimos como a nuestras monedas se les quitaron más de 12 ceros, vimos desfilar gobiernos de diferentes ideas económicas y políticas, democráticas o dictatoriales. Recuerdo una vez, nos quitaron nuestros ahorros de un santiamén –TODOS- los que estaban en los bancos claro, también recuerdo el corralito, el corralón el cepo etc. etc.

La Alvarado nunca pereció, siempre se mantuvo en pie y lista para reanudar su historia de grandeza en cuanto mejorara la cosa….

Sueño alguna mañana, escuchar en la radio a Fabián, contar que durante la noche vino un genio que le devolvió el brillo y la pujanza a la Alvarado. Que hay vidrieras, galerías comerciales, bares, restaurantes, sitios de diversión, como en las grandes ciudades.
Y que cuando vaya corriendo a verla, sea cierto.

Etiquetas: ,

0 comentarios to "Mario Yellamo "Se muere la Alvarado""

Tu Opinión Vale

Muchas gracias por tus comentarios. Si tu mensaje lo amerita nos pondremos en contacto contigo, por lo que te rogamos nos dejes alguna forma para hacerlo.
Muchas Gracias

La Dirección